jueves, 30 de abril de 2009

Planeta porcino

Había una vez un planeta donde vivían miles de millones de seres que solían odiarse a la distancia (agitando banderas) y que muchas veces se odiaban estando cerca uno del otro (agitando brazos y voces).
En ese planeta en el que el hielo de los polos se disolvía cada minuto y los bosques desaparecían talados o carbonizados, en ese extraño planeta intoxicado por los relaves de la minería y amargado por las injusticias, un día salió, supuestamente desde las porquerizas de California, un virus más inteligente que los otros, una diminuta sagacidad asesina que producía lo que la prensa, en un vano y nuevo intento de calumniar a los cerdos, llamó “la gripe porcina”.
A pesar de que los seres que habitaban ese planeta se sentían dioses cuando manipulaban genes y más dioses cuando pasaban las características de un animal a una planta, la aparición de ese virus mutado y sin nombre asustó a todos grandemente.
Hasta la Organización Mundial de la Salud declaró un estado de alarma previo al nivel máximo, mientras en todas partes se cerraban aeropuertos, restaurantes, salas de baile, y el uso de una mascarilla sobre la boca y la nariz empezó a ser común.
Una niña muy inteligente –y ya es sabido que no hay nada más inteligente que una niña inteligente- le preguntó, sin embargo, a su padre:
-¿Por qué tanta alarma por un virus que sólo ha matado a unas pocas decenas cuando todavía, cada año, mueren once millones de niños menores de cinco años a causa de enfermedades que podrían evitarse?
Su padre la miró con relativa sorpresa. Y digo relativa porque esa niña, de vez en cuando, tenía algunas salidas de ese tipo y dejaba a los adultos callados y pensando qué responder.
-Es que una cosa es la muerte que sucede como una cosa natural y otra cosa es una epidemia –desatinó el padre.
-Pero no es natural que once millones de niños que podrían no morirse se mueran porque están pobres o porque sus padres no tienen a un médico donde llevarlos –arremetió la niña.
-No es natural, pero, como sucede todos los años, ya no es una noticia que pueda alarmar a nadie –siguió derrapando el papá.
-Pero a los niños sí nos alarma que once millones de niños se mueran porque son pobres –insistió la niña.
-Bueno, pero nadie puede saber cuántos pueden morir con esta epidemia de fiebre porcina –se defendió el padre.
-De repente son un montón. Yo no sé cuántos serán y tú tampoco me puedes decir de cuántas muertes estaremos hablando. Lo que digo es otra cosa: ¿Por qué todos los noticieros y todos los periódicos hablan de lo que puede hacernos la fiebre porcina y nadie habla de los once millones de niños que se mueren cada año de enfermedades que habrían podido evitarse? Once millones de niños muertos cada año son más de 30,000 niños muertos cada 24 horas, papá. ¿No te parece que eso es también una noticia? ¿Sabías que en Sierra Leona, de cada cien niños, 28 se mueren de enfermedades como el sarampión?
El padre la miró y respiró profundamente.
-¿Ahora sí puedo apagar la luz, ahora sí te puedes dormir? –preguntó.

15 comentarios:

Anónimo dijo...

La diferencia entre un especialista y un periodista reside en que el primero sabe mucho de un tema, pero no sabe necesariamente de qué manera comunicarlo bien; mientras que el segundo puede saber poco o nada de un asunto, pero es capaz, por formación profesional, de lograr que todos entiendan las ideas que quiere trasmitir.
El especialista sabe el qué y el periodista el cómo. Esto ocurre porque este último es un profesional del lenguaje; o mejor dicho, domina las técnicas y procedimientos del buen decir. No es común, que un economista, un ingeniero, un administrador o un abogado escriban con claridad meridiana. Por deformación profesional, utilizan un lenguaje denso y lleno de circunloquios. En cambio el periodista, por su propia responsabilidad social, tiene que usar un lenguaje neutro, que entienda la mayoría.
Claro que hay excepciones que superan la regla: economistas que escriben cuentos mejor que los propios narradores o abogados que tejen historias mejor que un reputado novelista. Excepciones, digo. Nada más que excepciones. En el caso de los periodistas, los libros que escriben están condenados a ser claros o, cuando menos, entendibles. Nunca pueden o deben ser la excepción.
Cuentos chinos: el engaño de Washington, la mentira populista y la esperanza de América Latina de Andrés Oppenheimer es un libro ameno y ha sido escrito por un periodista. Se trata en realidad de un libro concebido con técnicas múltiples (reportajes, crónicas, viajes, entrevistas y noticias) que presenta una visión sobre la pobreza mundial y un diagnóstico sobre el porvenir que le espera a América Latina en el siglo XXI.
La estrategia narrativa de Oppenheimer es muy ingeniosa, propia de un narrador más que de un periodista: desarrolla diez capítulos que tienen como punto de partida una noticia, una declaración, un artículo legal o una anécdota a los que él llama “cuentos chinos”, que luego desbarata a punta de reflexiones, cuotas de humor y datos certeros. Su tesis es que los latinoamericanos hemos vivido gran parte del siglo XX y comienzos del XXI engañados por un conjunto de ideas que no tienen nada que ver con la realidad ni con el desarrollo económico y social; mejor dicho, con una serie de “cuentos chinos” alimentados por gobiernos populistas, autoritarios y demagógicos.
El tono con el que narra los acontecimientos y analiza los datos es, en un primer momento, dramático, pues describe con precisión los grandes males que aquejan a América Latina y el sombrío porvenir que le espera en lo inmediato a esta región. La visión de Oppenheimer se basa en dos documentos escritos a comienzos del presente siglo: el estudio de Consejo Nacional de Inteligencia de los Estados Unidos (CNI) y el Informe Linkohr producido por la Comisión de Relaciones con Sudamérica del Parlamento Europeo. Ambos no solo revelan el estado actual de la democracia y la economía latinoamericana, sino también cómo será nuestro subcontinente en el 2020. Si no fuera por el humor e ironía que interpola cada tanto Oppenheimer entre sus capítulos, las verdades que nos revela serían más sombrías y desalentadoras.
Más adelante, por fortuna, cambia el carácter de su relato y se torna esperanzador. Lo extraordinario del libro es que no se basa en impresiones o dogmas. Un largo recorrido por la experiencia de los estados “estrella” de la economía globalizada nos enseña a mirar de modo distinto la realidad y a cerciorarnos del mundo patético que hemos vivido engañados por los “cuentos chinos” del pasado. Los capítulos elogiosos dedicados a la fiebre capitalista china, el milagro irlandés y la nueva Europa, así como las críticas furibundas contra los bandazos argentinos, las falacias de George Bush, los vaivenes brasileños, la somnolencia mexicana y el proyecto “narcisista-leninista” venezolano. Según Oppenheimer, los informes del CNI y de Linkohr funcionan muy bien como “diagnósticos”, pero cree que el futuro de América Latina es más optimista, aunque aquí ocurran hechos que van a contracorriente de la globalización y el desarrollo económico: que la pobreza no disminuya como sí ocurre en otras partes del mundo, que los gobernantes manejen todavía un discurso jurásico y populista, que se invierta tan poco en ciencia, tecnología y conocimiento, y que seamos tan poco competitivos y pasivos. El miedo que se deriva del libro de Openhheimer es que la región se vuelve cada vez más irrelevante y, por lo mismo, más pobre y fuera de contexto. Salvo que se tome conciencia del futuro y se construya, de manera imaginativa y terca, el “milagro latinoamericano”, como China e India, países que progresan a un ritmo que pareciera de otro mundo.

Anónimo dijo...

QUE RENUNCIE EL MINISTRO DE SALUD
QUE RENUNCIE EL MINISTRO DE TRANSPORTES.

POR DEJAR PASAR PERSONA INFECTADA EN EL AEROPUERTO.

chelsy dijo...

Tiene usted mucha razón Sr. Cesar Hildebrandt, esta obra da mucho que decir e interpretar, ya que con este pequeño relato nos dice nuestra verdad. ¿Como es posible que todos los países se alarmen con este virus que ha ocasionado 140 muertes en un día, y no se alarmen por los 30,000 de niños que mueren diariamente por enfermedades simples, que tienen cura?
¿Por que estas cosas tan importantes, como la muerte de niños por enfermedades curables no se publican diariamente? si se hiciera eso, tal ves nuestro mundo, mejoraría mucho.
Vuelvo a felicitarlo por su historia, que ofrece un buen consejo.

chelsy dijo...

Tiene usted mucha razón Sr. Cesar Hildebrandt, esta obra da mucho que decir e interpretar, ya que con este pequeño relato nos dice nuestra verdad. ¿Como es posible que todos los países se alarmen con este virus que ha ocasionado 140 muertes en un día, y no se alarmen por los 30,000 de niños que mueren diariamente por enfermedades simples, que tienen cura?
¿Por que estas cosas tan importantes, como la muerte de niños por enfermedades curables no se publican diariamente? si se hiciera eso, tal ves nuestro mundo, mejoraría mucho.
Vuelvo a felicitarlo por su historia, que ofrece un buen consejo.

PUMACAHUA dijo...

Que renuncien algunos anonimos!!

Anónimo dijo...

+CUIDADO CON EL FRAUDE
+QUE NO SE REPITA LA CHANCHADA DE ALAN GARSUA DEL 90
+CUIDADO CON LA FIEBRE PORCINA DE ALAN GARSUA Y LA INFANTA KEIKO(FIEBRE DE ROBOS,FRAUDES,NACIONALIDADES DUDOSAS,MUERTES,ATROPELLOS,CUERNOS,GLOTONERIA,ISLAS GRAN CAIMAN,MONTESINOS,CARBONETOS,CUÑADOS NORES,ROPA DONADA,CONTRABANDO DE CERDOS(SUS PRIMOS),PODER JUDICIAL,COLANES,VEGUITAS,ZANATIS,LISIER,MANTILLAS,KUORIS,CARNE MALOGRADA,FUGAS,POLAY,SACAR VUELTA A COMPAÑEROS,COMERSE LA LONCHERA DE SUS AMIGOS,GEISHAS,OTEROS,RATEROS,RASTREROS,ALCAHUETES(NAVA),MIRAGES,BCCI,ABDERRAMAN EL ASSIR,LAMBERG,CUCULISAS,MARTAS,MRTA,MUERTES,MORTESINOS,TRAFICANTES DE DINERO,DE HONRRAS,PANZA-VIDEOS,VLADIVIDEOS,BOZZOS,THORNDIKES,CALMELL,TRELLES,BOCONAS,DELTAS,QUERIDAS,QUERIDOS,AGUA CON CACA,CONFISCACION DE DOLARES,ESTATIZACION DE BANCOS,FRAUDES ELECTORALES,PORTILLOS,ROMULOS,FAENONES,YACUZA,GENTUZA,SALGADOS,SARABAS,CACAS,SALAS,SALADOS,SALIDOS(DE PRISION),SOLTADOS,ETC.(CONTINUARA)C.F.

Anónimo dijo...

+ALAN GARSUA Y LA SINFANTA KEIKO FUJIMORTI(NO BEBE FANTA COLO COCA.VAN A SER LOS PROTAGONISTAS DE LA PELICULA EL PLANETA DE LOS SIMIOS,PERDON,DE LOS CERDOS.
TODOS LOS QUE QUIERAN PARTICIPAR DEBERAN INSCRIBIRSE EN :RELLENO SANITARIO S/N. SE DARA PRIORIDAD A LOS APRISTAS CON CARNET,Y A LOS FUJIMORISTAS.DEBEN DE PRESENTAR CURRICULUMS BIEN COCHINOS Y DEMOSTRAR QUE SON ESPECIALISTAS EN CHANCHADAS GRANDES.SIN ESTE REQUISITO ABSTENERSE Y NO PIERDAN SU PRECIOSO Y OCIOSO TIEMPO.ALBERTO FUJIMORTI TIENE UN LUGAR RESERVADO EN LA PELICULA,LO MISMO QUE SU CARNAL MORTESINOS.MANTILLA Y SUS SECUACES,CIPRIANI,PORTILLO ETC. TAMBIEN TIENEN UN PAPEL(HIGIENICO).
EL DIRECTOR DE LA PELICULA ES UN ANTIGUO CINEASTA RETIRADO DE CINE PORNO(ESPECIALISTA EN CHANCHADAS).
NO SE REQIERE QUE SEAN GORDOS O CERDOS DE APARIENCIA(LA MALDAD NO OCUPA ESPACIO).TODOS LOS ASESORES DE ALAN Y FUJIMORTI NO TIENEN QUE PRESENTAR CURRICULUM,PORQUE YA CONOCEMOS SUS CAGADAS.LAS MARTAS,CUCULISAS , COLANES Y GEISHAS TAMBIEN SERAN EXONERADAS,PORQUE TAMBIEN SON BONITAS JOYAS.
CUANDO SE RUEDE LA PELICULA LA JERARQUIA DE LOS ACTORES,VARIARA DE ACUERDO COMO SE DESEMPEÑEN EN SUS PAPELES.MIENTRAS MAS CHANCHOS SEAN IRAN SUBIENDO EN PROTAGONISMO,ESO SI NO PUEDEN QUITARLES EL PAPEL A ALAN Y KEIKO PORQUE VA A SER DIFICIL QUE LOS SUPEREN EN MALDAD.TODO LO QUE SE RECAUDE,SI ES QUE LA GENTE NORMAL VA A VERLOS,SERA PARA EL BOLSILLO DE KENYI FUJIMORTI..SI TIENE EXITO LA PELICULA SE RODARA LA SEGUNDA PARTE EN LA ATARJEA. C.F.

Anónimo dijo...

podre chato como añoras ver al gorila chavez haciendo lo q qiera aca en el Perú en nombre del sagrado comunismo reciclado.. pensaras: bueno luego me pongo en contra suya y salgo a decir q "soy el unico periodista indep del Perú" (igual q con toledo verdad?) pero lamento decirte q para ese tiempo el gorila ya habrá expropiado o ejecutado a tus socios... asi q no t qedara otra q ser el bigoton lucar del titere q ponga el gorila... q final tan digno para alguien como usted q vive del cuento.

Anónimo dijo...

Señor Hildebrant:)
Que gusto de seber que tambien esta en Internet:
Yo tengo una tesis sobre lo que esta pasando amigo Cesar:)
Esto es una conspiraciòn de la CIA.
Si esto ha sido utilizado por la agencia:
1.Como futura arma de destrucciòn masiva contra Rusia, china o India para una guerra de alta intensidad.
2.Como un acto de provocaciòn, para emmendar la acciòn a Iran, siria, corea del norte u ottra naciòn acusada de fomentar el terrorismo.
3.Como un acto de desetabilizaciòn en America, ya que los movimientos de paises socilistas en America son muchos trata de cusar panico y caos con esto del virus.
4.O la CIA se ha alido con el Narcotrafico, para detener la lucha que hace Felipe Clderon contra la Mafia.
Espero mandarle mas datos amigo Cesar, recuerde que en el año 1998 Bill Clinton presidente USA, RECONOCIO QUE EL GOBIERNO DESE LA DECADA DEL 40 HIZO EXPERIEMTNOS CON SERES HUMANSO HASTA EL AÑO 98 Y EL PIDIO DISCUPAS AL PUEBLO AMERCIANO, no sera todo esto una obra màs de la CIA.
sALUDOS AMIGO
nIKITA kRUSCHEV

Patricio Lynch Solo de Saldivar dijo...

Y que tal los Titulares del Ilustre consorcio periodistico peruano MONTECRISTO EDITORES SAC...??!!!

Y el "responsable" anuncio del Ministro Ugarte al MUNDO!!?

Widal es una zapatilla....

Humano 666 dijo...

La masacre en masa recién empieza.
Que triste que en vez de controlar la taza de natalidad se disminuya la población con el hambre y experimentos genéticos espantosos.

Una pesadilla que puede pasar es que los vegetales transgénicos produzcan una rara enfermedad en las abejas y que estas desaparezcan y con ellas la polinización. Lo grave de eso es que muchos científicos sostienen que eso es muy probable, porque al dañar la estructura genética de la planta esta puede generar un híbrido no apto para la abeja y dañino para su sistema inmune, de pronto es probable que aparezca un virus extraño capaz de eliminar a las abejas del ecosistema.

Esto no tiene que ver con el "comunismo", esto es cuestión de supervivencia, el sistema está putrefacto porque el fin supremo está en el dinero y no en el hombre. Es imperativo causar una revolución hacia un estilo de vida humanista, si no se actúa ahora pronto será tarde cuando menos lo pensemos.

Pateador dijo...

Un post con cizaña, la verdad, ya nadie piensa en los niños hijos de los millonarios accionistas de las empresas transnacionales de laboratorios médicos.

Estos pobres niños veian, tristemente, con preocupacion como sus padres perdian sus grandes ingresos, bonos y beneficios por la crisis economica pero gracias a este "milagroso" virus, estos niños pueden volver a sonreir ya que las empresas de sus papis tienen grandes ingresos nuevamente.

Ya sabes "compra tu antiviral" y haras feliz a un niño (hijo de accionista de laboratorio transnacional).

MICHE dijo...

Gran escrito señor Cesar Hildebrant. Es cierto porque el mundo se alarma por esta "epidemia"?cuando en africa(el sur) cada dia mueren muchos niños?.. ahy 3 doctores por cada mil personas!!y eso, creo q estoy siendo muy generosa con la cantidad de doctores....es algo tragico que los niños mueran por inamicion,o por enfermedades que simplemente ienen cura!! es algo tragico que las grandes empresas no ayuden a estas personas.... Gracias porque su columna deja una gran reflexion.

Anónimo dijo...

a la fecha van muriendo mas de 90 niños del trapecio andino por neumonia y nadie se escandaliza, mientras se esta gastando millones comprando vacunas inservibles y la opinión publica ha pasado desapercibido la exculpación de Romulo Leon

Anónimo dijo...

que bueno es que lo diga k kada año en el peru siguen muriendo niños pobres sin alimentacion